Detalles sobre el dolor de oído

oído

El dolor de oídos es un tipo de dolor que tiene una gran variedad de causas. Cada una de ellas tiene orígenes muy diversos y es por eso que vamos a centrarnos en dar detalles por separado de cada una de las causas.

El dolor de oído puede localizarse en cualquiera de las tres partes que componen al oído. Vamos a ofrecerte, para cada una de las partes, una definición, unas causas, posibles tratamientos y consejos de prevención.

Tipos de dolor de oído

Dolor en el oído externo

El dolor de oído externo, o también conocido como otitis del nadador es una infección del oído externo.

Esta infección se produce generalmente porque se daña el tejido del canal auditivo y se infecta con algún tipo de hongo o bacteria. Es común en niños y adultos jóvenes que pasan largo tiempo en el agua, porque la piel del canal puede irritarse abriéndose y pudiendo infectarse.

Síntomas del dolor de oído externo.

El principal síntoma del dolor de oído externo es el dolor del propio oído. Se acentúa al presionar sobre éste, al tirar de la parte inferior de la oreja o al masticar.

Muchas veces empieza con sensación de oído taponado, molestía de oído, o bien se puede sentir picor en éste. Esta sensación se produce por la hinchazón del canal auditivo, y normalmente acaba derivando en el clásico dolor de oídos.

Tratamiento para el dolor de oído externo.

Es importante mantener el agua lejos del oído infectado pues puede hacer empeorar la infección. En caso de que no haya remedio, es importante secarlo con cuidado.

Además, es bueno usar gotas para el oído diseñadas para el dolor de oído externo. Para usarlas es importante primero consultar con su médico para que le diga cuál es la cantidad adecuada y para que confirme el diagnóstico.

Dolor en el oído medio

El oído medio es la parte del oído que nos permite escuchar. Está compuesto por el tímpano, los huesecillos del oído y los nervios que permiten transmitir las señales al oído interno.

Síntomas del dolor de oído medio

Los síntomas más comunes para el dolor de oído externo son una sensación de malestar, dolor o presión en el interior del oído. En algunos casos puede haber salir pus del oído en forma de líquido, perdida de audición o incluso tinnitus ( zumbido en los oídos ). En algunos casos puede aparecer la sensación de vértigo.

Causas del dolor de oído medio

Hay muchas causas que pueden provocar dolor de oído medio.

Puede estar causado por una infección, en cuyo caso los síntomas vendrían acompañados por fiebre y debilidad. La mayoría de veces viene provocado por una mala ventilación en el oído medio, es decir, la trompa de Eustaquio ( el conducto que conecta el oído medio con la cavidad de la nariz ) está demasiado tiempo abierto o está obstruído. Y frecuentemente ocurre tras un costipado fuerte o sarampión.

Otra causa común es la perforación del tímpano. Los síntomas más característicos son dolor agudo, seguido de hemorragia en el propio oído. Perdida de audición y tinnitus. Puede ser debido a objetos externo o incluso a cambios de presión atmosféricas repentinas, es decir barotraumas.

También, tenemos como causa bastante común para el dolor de oído medio, la fractura del hueso temporal. El hueso temporal es el hueso de la parte del cráneo que contiene los tres oídos. En general este tipo de fractura provoca una ruptura del tímpano y hemorragia.

Tratamiento del dolor de oído medio

El mejor tratamiento posible es la prevención. A contiuación damos algunos consejos para prevenir el dolor de oído medio:

  • Evitar furmar cerca de niños, pues e humo del tabaco aumenta el riesgo de infección del oido medio en ellos.
  • Evitar beber o comer en posición horizontal, pues la comida podría entrar en el oído medio por la trompa de Eustaquio. Esta prevención va especialmente dirigido para las madres que den de lactancia a los bebés.
  • Prestar especial atención en la introducción de objetos en el oído, como bastoncillos de cera, pues si no se va con cuidado se podría dañar e incluso perforar el tímpano, provocando dolor en el oído medio y una posible infección de éste.

Pero en caso que la prevención falle, le recomendamos ir a su médico especialista. Pues como has podido leer, este tipo de dolor viene producido por muchas causas, y puede ser un problema grave de salud.

Dolor en el oído interno

El oído interno es la parte del oído situada dentro del hueso temporal. El oído interno o laberinto contiene la clóclea, parte del sistema auditivo y del sistema vestibuar ( el que provée el sentido del equilibrio ).

Síntomas de dolor del oído interno

Los síntomas más comunes de problemas en el oído interno suelen venir acompañados por mareos, pérdida del equilibrio, náusesas y el algunos casos tinnitus.

Causas del dolor del oído interno

Las causas por las que puede surgir dolor en el oído interno son básicamente por laberintitis y por la enfermedad de Ménière.

El laberintitis es básicamente la irritación y/o la inflamación del oído interno. Generalmente viene producido por infecciones en las vías respiratorias altas, después de algunos tipos de alergias o tras tomar ciercos fármacos que afectan al oído interno de forma negativa.

Por otra parte, la enfermedad de Ménière es una enfermedad que afecta a los líquidos de los canales del oído interno. No se conoce las causas y no tiene cura, pero puede mejorar la calidad de vida si cuida su alimentación y toma los fármacos que su médico le diga.

Tratamientos para el dolor del oído interno

Como puedes ver, los problemas de oído interno no son fáciles de detectar, ni tampoco de tratar. Por eso, especialmente para este tipo de dolor de oídos te recomendamos visitar a tu médico para que te haga un diágnostico preciso sobre tu problema.